Saltar al contenido

Oración a San Simón Apóstol

Simón Cananeo fue uno de los 12 apóstoles de Jesús y santo apóstol de los casos difíciles.

La oración a San Simón cananeo te permitirá solicitar a este apóstol la gracia o favor que tanto necesitas.

San Simón fue uno de los 12 apóstoles de Jesús, quienes tenían la misión de predicar el evangelio, de servir a otros y de dar a conocer la palabra de Dios en el mundo.

Estos hombres de fe siempre estuvieron dispuestos a morir por defender la palabra de Dios. Por eso, hoy en día las personas acuden a los santos apóstoles, para que intercedan ante Dios y se les pueda conceder la gracia solicitada a sus fieles devotos.

Por esta razón, si deseas pedir en oración a San Simón apóstol que proteja tu salud, que te permita conseguir un empleo o solicitar su intercesión ante alguna situación difícil.

Entonces, a continuación, encontrarás las mejores oraciones a San Simón cananeo, para que a través de ellas puedas comunicarte con este santo apóstol y atienda tus súplicas.

¿Quién es San Simón Apóstol?

San Simón fue uno de los 12 hombres elegidos por Jesús para que predicaran el evangelio y guiaran la iglesia de Dios en la tierra.

Quien fue Simon

Cuando leemos las sagradas escrituras, en Mateo 10 podemos ver que Simón fue un apóstol elegido por Jesús para llevar a cabo esta gran misión.

Sin embargo, lo que sabemos de la vida de San Simón es realmente muy poco.

Mateo 10: Entonces llamando a sus doce discípulos, les dio autoridad sobre los espíritus inmundos, para que los echasen fuera, y para sanar toda enfermedad y toda dolencia.

Los nombres de los doce apóstoles son estos: primero Simón, llamado Pedro, y Andrés su hermano; Jacobo hijo de Zebedeo, y Juan su hermano; Felipe, Bartolomé, Tomás, Mateo el publicano, Jacobo hijo de Alfeo, Lebeo, por sobrenombre Tadeo, Simón el cananista, y Judas Iscariote, el que también le entregó.

San Simón apóstol también es conocido como “Simón de cananeo” porque se dice que era oriundo de la tierra de Caná en Galilea.

Pero también se le conoce como Simón Zelotes o Simón el Zelote” porque participó en una organización no religiosa llamado los zelotes, la cual luchaba contra Roma buscando defender las tradiciones hebreas.

El apóstol San Simón participó activamente en la misión que Jesús les encomendó a sus discípulos, predicando el evangelio en Egipto, Bretaña, España, Mesopotamia, Siria y Persia.

Martirio del Apóstol Simón

¿Quién es San Simón Apóstol?

A lo largo de los años existieron persecuciones por parte del imperio Romano al cristianismo, una de ellas se llevó a cabo durante el imperio de Trajano.

En esta época, San Simón tenía una edad avanzada de alrededor de 120 años, pero seguía predicado la palabra de Dios, porque está era su misión de vida.

Por esta razón, fue capturado, crucificado o aserrado a la mitad por el imperio Romano en Persia.

Esto quiere decir, que San Simón apóstol murió como un mártir y como un hombre de fe; el cual dejó de lado todo el odio que podía haber acumulado durante su pertenencia en la organización de los Zelotes (Guerra contra Roma), para demostrar su fe y su amor a Dios.

Por eso, a este apóstol se le representa en la iglesia católica con un libro abierto en su mano derecha, haciendo referencia a su misión de predicar; y también, lleva una sierra en su mano izquierda, como símbolo de la herramienta utilizada para su muerte.

Además, se le considera el patrono de los curtidores y aserradores; porque, aunque fue aserrado vivo, san simón apóstol es un ser bondadoso y lleno de amor.

Diferencias entre San Simón Apóstol y San Simón el santo maya

Muchas veces las personas confunden a San Simón Apóstol con San Simón el Santo apócrifo Maya. Motivo por el cual, es nuestro debe aclarar que no se trata de un mismo santo, sino que son dos figuras totalmente distintas.

Como mencionamos anteriormente, San Simón Apóstol (Cananeo o Zelotes), fue uno de los discípulos elegidos por Jesús para que evangelizara y esparciera la palabra de Dios por el mundo.

San Simon de Guatemala

Pero, por otro lado, en Guatemala existe un santo apócrifo (No reconocido por la iglesia católica), el cual es venerado por muchas personas; especialmente, por los migrantes y bebedores, quienes piden la gracia de poder cruzar sanos y salvos la frontera hacia los Estados Unidos o atraer dinero a sus vidas.

A San Simón el Santo Maya se le conoce como el santo fumador y bebedor, que escucha y atiende las súplicas de sus fieles devotos y les concede la gracia solicitada (Sacar personas de la cárcel, atraer dinero para pagar deudas, protección, etc.).

La celebración de este santo maya al igual que San Simón apóstol se realiza el 28 de octubre de cada año.

Durante este día se realizan rituales en el poblado indígena de San Andres Itzapa, Guatemala; donde se arman altares con flores, puros (Tabaco), licor y velas, siendo los chamanes locales quienes guían y rigen el ritual de celebración a San Simón.

¿Qué se le pide a San Simón Apóstol?

Las personas acuden en oración a San Simón apóstol para pedir su intercesión ante Dios y con su ayuda, obtener la gracia deseada.

San Simón al igual que San Judas Tadeo, es el santo apóstol de los casos difíciles. Por eso, las personas le piden su intercesión para conseguir un empleo, amor, dinero, para alejar a los enemigos, para pedir su protección y otros favores similares.

Para ello, rezan con mucha fe la oración a San Simón según su necesidad y la gracia a solicitar.

¿Cuándo se celebra el día de San Simón Apóstol?

La celebración del apóstol San Simón y San Judas Tadeo se realiza todos los 28 de octubre porque ambos fueron asesinados el mismo día.

¿Cuándo se celebra el día de San Simón Apóstol?

Por eso, es común que el día de su celebración las personas acudan en oración a San Simón y a San Judas Tadeo para pedir alguna gracia especial o agradecer los favores concedidos.

Sin embargo, no es necesario esperar a que llegue esa fecha para solicitar la intercesión de San Simón, porque siempre que le reces con fe y entusiasmo, él atenderá tus suplicas.

Principales Oraciones a San Simón Apóstol 🙏

La oración a San Simón es una plegaria muy efectiva con la cual podemos enviar un mensaje a este Santo apóstol, para que atienda nuestras súplicas y las lleve ante Dios nuestro señor. Logrando de esta manera, que nos conceda el favor que con fe y esperanza le pedimos.

Por eso, a continuación, te ofrecemos las mejores oraciones a San Simón apóstol, la cual puedes realizar teniendo en cuenta tu propia necesidad.

Principales Oraciones a San Simón Apóstol

Oración a San Simón para Casos Difíciles

San Simón es considerado junto a San Judas Tadeo como santos de las causas difíciles; ya que, después de morir como mártires, Dios les otorgo el Don de los milagros.

Por eso, si estás pasando por un momento difícil, puedes rezar la siguiente oración a San Simón para que te ayude a soportarlo y a salir fortalecido de esa situación.

Señor Jesús, tú que por mis tristezas a mi lado lloras, que mis penas y dolores conoces, tú que mucho antes de que yo existiera, ya mi nombre sabias; hoy que, abatido y triste por dentro, ningún alivio encuentro, mis caídas y problemas parece que fueran penas eternas.

Señor Jesús, acepta de mi parte mi petición de auxilio por la intercesión de tu amado y mártir San Simón Apóstol, quien en este mundo fue ejemplo de amor obediencia y perdón.

Mártir y fiel San Simón Apóstol, quien más que tú que al lado de Jesús viviste, quien más que tú que al lado de Jesús sufriste, quien más que tú que al lado de Jesús mártir fuiste; suplica por mí y apiádate de mí por la dura prueba que hoy estoy pasando.

(Menciona el problema o momento difícil por el que estás atravesando).

Protector del más débil y necesitado San Simón Apóstol, Intercede al Señor para que mi dura prueba con el poder Divino haga de mi un ser más fuerte, más obediente y espiritual, en todo caso para el bien de mi alma y cuerpo que en esta prueba se haga siempre la voluntad divina y no mi deseo humano.

Bondadoso y eterno San Simón Apóstol, que por tu intercesión y la del Santo Espíritu esta oración llegue con humildad y amor al Trono Divino y por amor sea escuchada, que mi petición y la de tantas personas que pasan por prueba similares, también sean recibidas.

Amén.

Oración a San Simón para el Amor

Los seres humanos buscamos constantemente ser amados. Por eso, en ocasiones, solicitar la intercesión divina puede ayudarnos a encontrar a esa persona especial por quien tanto tiempo hemos esperado.

Por esta razón, si eres fiel creyente del Don milagroso que tiene este santo apóstol; entonces, solo debes rezar con mucha alegría y esperanza la siguiente oración a San Simón para el amor.

Oración a San Simón para el Amor

Amado y fiel San Simón Apóstol, que de nuestro Señor Jesús recibiste el verdadero amor, que con Él y para Él aprendiste a amar, conociendo tú que la esencia y mandato de Jesús es el amor.

Amado y fiel San Simón Apóstol, tú que conoces mi soledad, tú que conoces mi capacidad de amar, te pido que lleves ante Dios mi deseo y mi súplica, para que Él me dé la gracia de encontrar esa persona virtuosa, amorosa para que, en los dos, Él haga su voluntad.

Tú, infinito Dios que conoces enteramente nuestro interior, Tú que conoces el profundo anhelo de mi corazón, Tú que antes que de mi boca salga una palabra, ya conoces mis deseos, Tú que conoces esa persona por mi anhelada, concédeme que yo en compañía de ella tenga la gracia de en esta tierra hacer tu voluntad.

Amado y fiel San Simón Apóstol, Intercesor nuestro, discípulo de Dios del cual sabemos que su voluntad es en esta tierra nuestra felicidad, el mismo que por amor ha creado el hombre y ha creado la mujer para que juntos en unión sacramental, le rindan gloria y adoración, haz que yo que ante Él no tengo mérito alguno, pueda a través de tu súplica obtener lo que pido.

Amado y fiel San Simón Apóstol, que ante Dios no se cumpla mi deseo humano sino su voluntad, gracias al Santo apóstol, gracias al Dios del cielo.

Amén.

Oración a San Simón para Conseguir Empleo

Muchas veces, el estar sin empleo puede llegar a convertirse en una situación muy difícil y a la vez desesperante; sobre todo, cuando eres el responsable de llevar el sustento a tu hogar.

Por eso, en estos casos, lo mejor es no desesperarse y solicitar la intercesión Divina de San Simón, para que él suplique por ti ante Dios y logres conseguir el empleo que tanto necesitas.

Para ello, puedes rezar la siguiente oración a San Simón para conseguir empleo.

¡Oh buen San Simón Apóstol! Hombre ejemplar, incansable y fiel al trabajo, te pido que a través de tu mediación como uno de los doce escogidos que durante tu peregrinar por este mundo, incondicional fue tu entrega al lado del maestro.

Desde mi necesidad de subsistencia en este mundo material, con humildad te dirijo una súplica para que nuestro Dios, fuente de toda sabiduría, conocimiento y dueño de toda la creación, permita que yo pueda encontrar un trabajo digno y a su vez, bien remunerado.

Grande es mi necesidad, pequeña es mi fe e inestable mi fidelidad, pero ante todo sé que nunca el Altísimo se deja ganar en generosidad.

San Simón Apóstol, hoy te ruego que acogiéndonos al amor incondicional que nuestro Dios nos tiene y que bien sabe Él lo que nos conviene, se haga solo su voluntad.

El mismo Apóstol San Pablo en la palabra nos comunica que “el que no trabaja que no coma”, más sabiendo yo que no es mi voluntad propia permanecer en descanso y sabiendo también que mérito de suplicarte no tengo, al dueño de toda la creación ruego.

Bondadoso mártir San Simón Apóstol, que por sobre todo esté la voluntad divina y no mi deseo humano, que lo que se me conceda sea para bien de mi cuerpo y alma.

Amén.

Oración a San Simón para pedir Protección

La maldad siempre busca la manera de dañarnos y debilitar nuestra fuerza espiritual. Es por ello que, podemos acudir en oración a San Simón cananeo, porque en su vida terrenal, Jesús le dio el poder de expulsar a los malos espíritus.

Por este motivo, podemos rezar la siguiente oración a San Simón con mucha fe y optimismo para pedir su protección ante cualquier situación adversa.

A ti San Simón Apóstol, nos acogemos a la gracia que del padre has logrado por tu condición de santo y mártir.

Aunque dignos no somos, te presentamos y a tu intercesión dejamos nuestra protección en nuestro trabajo, nuestra familia, nuestra sociedad y nuestra patria.

A ti San Simón Apóstol, que durante tu apostolado en la tierra fuiste evangelizador, tú recibiste de Jesús el poder de curar enfermedades y dolencias, expulsar espíritus malignos; tú que también tienes el poder de enseñar el amor e interceder por nuestra protección, dígnate a guardar y hacerle llegar al padre todas nuestras necesidades.

San Simón Apóstol, predicaste la palabra, evangelizaste con tu ejemplo, mártir por amor, apóstol por convicción, eterna fidelidad al Padre, no desoigas nuestras humildes palabras, sabemos que eres santo mensajero ante Dios nuestro señor.

Omnipotente es tu maestro San Simón Apóstol, gracia y honor de ser uno de los 12 tienes; ya que, fuiste santamente escogido.

San Simón Apóstol, que fuera de nosotros si por méritos fuésemos medidos, por eso te pedimos te dignes de llevar al padre eterno nuestros temores y necesidades.

Amén.

Oración a San Simón para el Dinero

Para nadie es un secreto que, el dinero es uno de los recursos más anhelados por las personas.

Por eso, si te encuentras en una situación difícil; entonces, puedes pedirle en oración a San Simón apóstol que te ayude a obtener el bien económico que tanto necesitas.

Oración a San Simón para el Dinero

Bendito y venerado San Simón Apóstol, intercesor de todos sin distingo alguno de persona, intercesor ante el Trono Divino, hoy me veo en la urgente necesidad de suplicarte por un bien económico, te ruego que no solo acojas mi necesidad material de la que tanto dependo, sino que también te dignes guardar mi alma, mi cuerpo, mi mente y mi corazón.

Bendito y venerado San Simón Apóstol, desde este mundo te honro con especial cariño y devoción; que todas tus virtudes por siempre estén en mi corazón.

Por eso, por tu vida de mártir, por tu vida de evangelizador ante el Dios del cielo, te ruego que no desoigas mi oración.

San Simón Apóstol penitente, tú que durante tu paso por este mundo dedicaste toda tu vida al servicio del maestro, al servicio de las personas menos escuchadas y más necesitadas material y espiritualmente, dígnate a llevar al Padre mi súplica, dígnate a interceder con el mismo amor y caridad que en tu vida terrenal siempre mostraste.

San Simón Apóstol, intercede para que Dios me dé la capacidad de aceptar su santa voluntad; de tal manera que, en mi súplica, no se cumpla mi deseo, sino que se haga su voluntad divina para bien de mi alma y cuerpo.

Amén.

Oración a San Simón Contra Enemigos

Si te gustaría estar protegido contra tus enemigos, puedes rezar la siguiente oración a San Simón, para que sea él quien le pida a Dios que aleje todo el mal que esté acechándote.

San Simón Apóstol, hoy me arrodillo a tus pies para implorar que me libres de las malas intenciones de mis enemigos. Haz que su envidia y rencor no me causen más dolor.

Por favor, no permitas que sea víctima de sus hechizos, conjuros o maldiciones. Hazlos reflexionar para que comprendan que deben desistir de sus malos pensamientos y regresar con el Señor.

Cúbreme con tu sagrado manto y ayúdame a alcanzar la tranquilidad de estar libre de sus malas acciones.

Bondadoso San Simón Apóstol, protégeme de todo mal y peligro que se encuentre a mi alrededor.

Sagrado discípulo de Jesús, protégeme de las malas acciones de mis enemigos y no me dejes caer en la tentación.

Que así sea, Amén.

Oración a San Simón Para que Regrese el ser Amado

Como bien sabemos, el apóstol Simón es considerado el Santo de los casos difíciles, a quien se le puede pedir cualquier favor.

Por eso, en caso de haber discutido con tu pareja al punto de llegar a separarse uno del otro, podemos pedirle en oración a San Simón que nos ayude a que el ser amado regrese, solo si es la voluntad de Dios.

San Simón, hoy vengo a pedirte humildemente que me bendigas para que (nombra a tu ser amado) regrese conmigo. Siembra de nuevo el amor y aleja el rencor.

Sabes que se encuentra poseído/poseída por la soberbia y el odio. Por eso, te imploro que lo/la purifiques para que el amor regrese a su corazón.

Haz que reflexione sobre sus malas acciones para que comprenda que el resentimiento no conduce a nada bueno y, de esa manera, regrese a mi lado.

Bondadoso San Simón, en tus manos deposito esta petición, pues tengo la certeza de que no me vas a desamparar.

Amén.

Oración a San Simón Para el Negocio

Si deseas que tu negocio prospere y se mantenga estable, podemos pedir la ayuda y protección de San Simón cananeo a través de la siguiente oración.

Oración a San Simón Para el Negocio

Bondadoso e incansable San Simón Apóstol, en esta plegaria me permito encomendar y poner sobre tus laboriosas manos la buena marcha y desempeño de mi negocio, sea para mi alegría y tranquilidad experimentar el aumento de mis ganancias y la satisfacción de mis clientes para bien de muchos.

Santo Apóstol laborioso, haz que, en mi trabajo diario, ponga yo todo mi esfuerzo, entusiasmo, amor, fe y respeto por mis clientes, que la calidad mis productos y/o servicios sea la esperada por mis compradores y que en todo caso mis ganancias sean proporcionales a mi generosidad y esfuerzo.

Haz que mi negocio no sea lugar de envidias, ni de reclamos injustos, que a mi negocio no ingresen personas mal intencionadas y/o con fines violentos, permite que de mi negocio yo pueda dar parte a los más necesitadas.

Te pido que quien a mi negocio entre, salga con la alegría, satisfacción y ánimo de regresar.

Además, te pido que, ante la actual situación social, yo pueda entre otras cosas generar empleo y ayudar con las necesidades de otras personas.

Santo Apóstol, no dejes de interceder ante el Trono Divino por las necesidades de quienes de manera honesta queremos progresar y amamos nuestro trabajo, porque nosotros estamos trabajamos por el progreso del mundo.

Gracias Dios del cielo que nos ofreces la intercesión de nuestro Santo Apóstol que en este mundo difícil nos permite lograr los bienes divinos y nos vuelve más espirituales.

Amén.

Oración a San Simón Para Ganar la Lotería

Muchas veces soñamos con ganar el premio gordo de la lotería. Pero déjame decirte que esto es posible si, en primer lugar, confiamos en que ganaremos es premio.

Además, también podemos pedir la intercesión de San Simón apóstol para que nos ayude a ganar ese tan anhelado premio.

Para ello, solo tenemos que rezar la siguiente oración a San simón para ganar la lotería.

Amado San Simón el Zelote, apóstol de Jesús, te suplico que me des la sabiduría necesaria para ganar la lotería, pues sabes que esa es la única solución a todas mis necesidades.

Tú que fuiste escogido por el Señor para servir a los menos favorecidos y evangelizar a los infieles, te suplico misericordia para que concedas la gracia de alcanzar la abundancia.

Lléname de fortuna y entendimiento para que adquiera el número ganador de la lotería y mi vida mejore para bien.

San Simón, acuérdate de esta humilde petición y ayúdame a ganar la lotería.

Te prometo que en los tiempos de prosperidad no me olvidaré de ti ni de mi Dios todopoderoso.

Amén.

Oración a San Simón Para el Estudio

San Simón zelotes ayuda a quienes desean ampliar sus conocimientos. Por esta razón, puedes pedirle que te ayude a salir bien en tus estudios a través de la siguiente oración.

Querido San Simón el Cananeo, quiero rogarte que me regales sabiduría y entendimiento para que encuentre la prosperidad en el estudio.

Ruego para que apartes la pereza de mi alrededor y así poder cumplir cada uno de mis propósitos.

Permíteme estudiar tranquilamente sin que nada ni nadie me desconcentre o me confunda.

Dame fortaleza para superar con ímpetu cada uno de los obstáculos que se interpongan en mi camino. Que las dificultades no me arrebaten mis deseos de gozar de una vida mejor.

San Simón, lléname de gracia y guíame por el sendero de la bienaventuranza para que alcance la fortuna en mis estudios.

Amén.

Oración a San Simón Para Dominar a un Hombre/Mujer

La poderosa oración a San Simón para Dominar es una plegaria que te ayudará a amansar a esa persona especial en tu vida, para que solo tenga ojos para ti.

Con la siguiente oración a San Simón para dominar, pretendemos pedirle a este santo apóstol de Jesús que aleje las malas tentaciones de nuestro ser amado; logrando de esta manera, que pueda apreciar el amor que se le otorga a diario.

Por el gran poder del apóstol San Simón, yo domino a (nombre a tu ser amado) para que su alma, mente y corazón solamente sean míos y de nadie más.

No podrá pensar o sentir nada por otra persona que no sea yo, porque San Simón lo impedirá. Que sus pensamientos y sentimientos me pertenezcan únicamente a mí.

Cuando las debilidades y los deseos carnales aparezcan en su vida, él me ayudará a controlar su mente para que no caiga en las tentaciones.

Confío en que San Simón podrá dominar el alma, la mente y el corazón de (nombre de tu ser amado), porque su bondad no tiene límites.

Amén.

Novena a San Simón Apóstol 📿

Novena a San Simón Apóstol

Cuando realizamos una novena lo hacemos para pedir por una gracia especial al santo que veneramos y en quien confiamos.

Este es un proceso de oración más largo, porque tenemos que realizar primero el santo rosario; y luego, leer las oraciones de la novena durante 9 días seguidos.

En el caso del apóstol San Simón, podemos pedirle cualquier favor que necesitemos con urgencia.

Por eso, para realizar la novena decimos: “Novena a San Simón Apóstol”, nos persignamos y rezamos con mucha fe el acto de contrición.

Luego, tenemos que leer la oración para todos los días y finalmente la oración de cada día.

Oración para Todos los Días

La oración para todos los días es una plegaria de apertura a este proceso de oración.

Para ello, tenemos que ofrecer la novena a San Simón apóstol y solicitar la gracia deseada al decir:

Esta novena la ofrecemos muy humildemente a San Simón apóstol para que (Haz la petición).

Luego, podemos rezar la siguiente oración a San Simón para todos los días.

Simón Apóstol tu que pusiste la confianza y misericordia en Dios, comprendiste que para él nada es imposible.

Por eso, te pide que ores por la humanidad, para que con la fuerza del Espíritu Santo podamos ser fieles al evangelio y estar cerca de todo aquel que nos necesite.

Te lo pido por Jesucristo nuestro Señor.

Amén.

Día Primero

San Simón fue uno de los 12 hombres elegidos por Jesús para que guiaran la iglesia de Dios en la tierra.

Por eso, la lectura del primer día de la novena hace referencia al momento en que estos 12 hombres fueron considerados como ciudadanos santos de Dios, para que esparcieran la fe en Dios por el mundo.

Lectura

Efesios 2,19-22: Ya no sois extranjeros ni forasteros, sino que sois ciudadanos de los santos y miembros de la familia de Dios. Estáis edificados sobre el cimiento de los apóstoles y profetas, y el mismo Cristo Jesús es la piedra angular. Por él todo el edificio queda ensamblado, y se va levantando hasta formar un templo consagrado al Señor. Por él también vosotros os vais integrando en la construcción, para ser morada de Dios, por el Espíritu.

Reza un Padre Nuestro, un Avemaría y Gloria.

Día Segundo

La lectura del segundo día de la novena nos habla del comienzo de la evangelización de los apóstoles, donde Jesús les indica como deben predicar la palabra de Dios y qué hacer en caso de no ser bien recibidos.

Lectura

 (Lucas 9,3-6): Jesús Les dijo: “No lleven nada para el camino: ni bolsa colgada para el bastón, ni pan, ni plata, ni siquiera vestido de repuesto. Cuando los reciban en una casa, quédense en ella hasta que se vayan de ese lugar. Pero cuando no los quieran recibir, no salgan del pueblo sin antes sacudir el polvo de sus pies: esto será un testimonio contra ellos”. Ellos partieron a recorrer los pueblos; predicaban la buena nueva y hacían curaciones en todos los lugares.

Día Tercero

San Simón acompañó a Jesús el día de su última cena; Sin embargo, antes de eso, Jesús ya había indicado en una cena anterior, que alguno de los 12 apóstoles lo traicionaría.

Por eso, la lectura del tercer día de este novenario hace referencia a una de las cenas que Jesús tuvo con sus apóstoles.

Lectura

(Marcos 14,17-20): Al atardecer llegó Jesús con los doce. Y mientras estaban a la mesa comiendo, les dijo: “les aseguro que uno de ustedes me va a entregar. Uno que comparte mi pan”. Ellos se entristecieron mucho al oírle, y empezaron a preguntarse uno a uno: ¿Seré yo? Él les respondió: “Es uno de los doce. Uno que moja el pan conmigo”.

Reza un Padre Nuestro, un Avemaría y Gloria.

Día Cuarto

Aunque Jesús haya dejado presencialmente la tierra, en su nombre quedaron los evangelizadores que a lo largo de los años han sabido mantener la iglesia de Dios aquí en la tierra.

Lectura

(Juan 17,11-12): Yo ya no estoy más en el mundo, pero ellos se quedan en el mundo, mientras yo vuelvo a ti. Padre Santo, guárdalos en ese Nombre tuyo que a mí me diste, para que sean uno como nosotros. Cuando estaba con ellos, yo los cuidaba en tu Nombre, pues tú me los habías encomendado, y ninguno de ellos se perdió, excepto el que llevaba en sí la perdición, pues en esto había de cumplirse la escritura.

Reza un Padre Nuestro, un Avemaría y Gloria.

Día Quinto

San Simón como apóstol tenía la misión de bautizar en el nombre de Dios a sus discípulos y seguidores.

Por esta razón, en la lectura de este quinto día de la novena a San Simón, se hace mención del mandato de Jesús a sus apóstoles para que sus pueblos recibieran el sacramento del bautismo.

Lectura

(Mateo 28,18-20): Jesús se acercó y les habló así: “me ha sido dada toda autoridad en el cielo y en la tierra. Vayan, pues, y hagan que todos los pueblos sean mis discípulos. Bautícenlos en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, y enséñenles a cumplir todo lo que yo les he encomendado a ustedes. Yo estoy con ustedes todos los días hasta el fin de la historia”.

Reza un Padre Nuestro, un Avemaría y Gloria.

Día Sexto

Jesús confió en sus discípulos por él escogidos para que una vez después de su muerte, continuaran esparciendo la palabra de Dios en el mundo.

Lectura

(Marcos 16,19-20): Después de hablarles el Señor Jesús fue llevado al cielo y se sentó a la derecha de Dios. Ellos, por su parte, salieron a predicar en todos los lugares. El Señor actuaba con ellos y confirmaba el mensaje con los milagros que lo acompañaban.

Reza un Padre Nuestro, un Avemaría y Gloria.

Día Séptimo

Lectura

(Hch 1,12-14): Entonces volvieron a Jerusalén desde el monte llamado de los olivos, que dista de la ciudad como media hora de camino. Entraron en la ciudad y subieron a la habitación superior de la casa donde se alojaban. Allí estaban Pedro, Juan, Santiago y Andrés, Felipe y Tomás, Bartolomé y Mateo, Santiago hijo de Alfeo, Simón el Zelote, y Judas hijo de Santiago. Todos ellos perseveraban juntos en la oración en compañía de algunas mujeres, de María, la madre de Jesús, y de sus hermanos.

Reza un Padre Nuestro, un Avemaría y Gloria.

Día Octavo

Los apóstoles tenían el poder de sanar otorgado por el mismo Jesús; por eso, las personas hablaban de sus milagros y comenzaban a creer en la palabra de Dios y el amor que él les profesa.

Lectura

(Hch 5,12-15): Por obra de los apóstoles se producían en el pueblo muchas señales milagrosas y prodigios. Los creyentes se reunían de común acuerdo, en el pórtico de Salomón, y nadie de los otros se atrevía a unirse a ellos, pero el pueblo los tenía en gran estima.

Más aún, cantidad de hombres y mujeres llegaban a creer en el Señor, aumentando así su número. La gente incluso sacaba a los enfermos a las calles y los colocaba en camas y camillas por donde iba a pasar Pedro, para que por lo menos su sombra cubriera a algunos de ellos.

Día Noveno

En este último día de la novena a San Simón, le daremos las gracias por aceptar ser uno de los 12 elegidos por Jesús, y por cumplir su misión evangelizadora hasta el momento de su muerte.

Oración

Gratitud y gloria a ti, que de los 12 escogidos el honor tuviste San Simón Apóstol.

Desde el mundo en que Dios me ha creado y sabiendo que he nacido en pecado, pero un Dios buenos es mi padre y de regalo me ha dejado una madre; a ti Santo Apóstol mi amor te confieso, y por todo, mi eterna gratitud te expreso.

Gratitud y gloria a ti, San Simón Apóstol.  Permíteme expresarte que, a través de tu intercesión, mil favores he recibido, de mil males me ha salvado y a mi familia de las desgracias siempre has guardado.

Gratitud y gloria a ti, San Simón Apóstol.  Reconozco que ni plata ni oro podrán pagar las gracias que a la humanidad en amor has regalado, indignos nacimos, indignos somos, indignos seremos, gracias porque el eterno Dios se ha valido de criaturas como llenarnos de su amor, para darnos sus dones y cautivar corazones, gracias, gracias a ti, San Simón Apóstol.

Gratitud y gloria a ti, San Simón Apóstol.  No permitas que te olvide, no dejes que mi ingratitud sea más grande que el gozo de reconocerte como el apóstol amado del Altísimo y al cual ninguna petición le es negada. Me pregunto, con qué palabras puedo expresarte, con qué clase de amor puedo amarte.

Reza un Padre Nuestro, un Avemaría y Gloria.

Simón Cananeo o Simón Zelotes es reconocido como un hombre de fe, quien por amor a Dios dejó a tras todo su odio y sed de venganza en contra de los Romanos. Siendo un ejemplo de amor, valentía y fortaleza.

Por otro lado, es importante que cuando realicemos la oración a San Simón lo hagamos de todo corazón, creyendo fielmente que él intercederá ante Dios para que tus suplicas sean atendidas.

Finalmente, no olvides que en todofe.com tenemos las mejores y más poderosas oraciones para que puedas solicitar o agradecer una gracia al santo de tu devoción.